martes, 9 de octubre de 2018

04 - BIOS UEFI

UEFI (Unified Extensible Firmware Interface) es una interfaz estándar impulsada por la mayoría de fabricantes de PC y diseñada para reemplazar la histórica BIOS de IBM. Es mucho mas amigable que la BIOS tradicional, soporta un entorno gráfico de mayor calidad, multilenguaje, pre-carga de aplicaciones, gestión LAN, etc.
No se limita a arquitecturas de 32 bits sino que también puede manejar arquitecturas de 64 bit, permitiendo que las aplicaciones en pre-boot puedan direccionar 64 bits.

Ejemplo de BIOS UEFI

En general ofrece varias ventajas
  • Interfaz mucho más moderna
  • Arranques más rápidos
  • GPT permite usar discos de más de 2 TB y particiones ilimitadas
  • Se ejecuta en 32/64 bits frente a los 16 de BIOS
  • SecureBoot (SO no autenticados. Bootkit)

Un bootkit es un programa malicioso que infecta el MBR. Es difícil de detectar porque su código está fuera del sistema de archivos del SO. Además algunos bootkits esconden al MBR infectado devolviendo un MBR limpio cuando se intenta leer esta zona. El objetivo final es infectar el Sistema dirigiendo su ataque sobre él o sobre ciertas aplicaciones con fines variados, malware, agujeros de seguridad, ... 

Consideraciones

  • La mayor parte de las BIOS nuevas tienen los dos modos, Legacy Mode (Modo BIOS) ó UEFI Mode.
  • Por ejemplo, para poder instalar WXP hay que activar Legacy Mode, deshabilitar Secure Boot y el particionado de disco debe ser MBR. En cambio para instalar W10 en modo UEFI se utiliza Uefi mode, particionado GPT y el medio de instalación debe estar configurados para UEFI. SecureBoot es opcional.

Esquema de particiones UEFI


Si vamos a instalar Windows en modo UEFI, la unidad de disco que alberga la partición de Windows tiene que tener formato GPT. Si hay otras unidades de disco pueden tener formato MBR o GPT.


El esquema de particiones de un disco basado en una instalación UEFI contiene las siguientes particiones:
  • Sistema: El sistema arrancará desde esta partición. El formato es FAT32 y tiene 100 MB de tamaño mínimo. Esta partición esta administrada por el SO y no debe contener nada más
  • Reservada de Microsoft: Se añade en unidades GPT para ayudar con la administración de particiones. No puede almacenar datos. 16 MB
  • Windows: Contiene el SO. Formato NTFS y mínimo 20 GB
  • Recuperación: Contiene herramientas del entorno de recuperación. Mínimo 300MB. Es conveniente que esté situada después de Windows porque si en futuras actualizaciones se necesita ampliar el sistema puede coger espacio de la partición Windows.
  • Otras particiones de datos: A continuación de la partición de recuperación



Observación: En UEFI solo podemos instalar SO de 64 bits y además muchas BIOS no permiten hacer instalación UEFI desde USB

Secure Boot


Se trata de un firmware propio de UEFI,  embebido en la máquina, que exige que el SO y sus drivers estén firmados digitalmente  y que dicha firma concuerde con el firmware embebido (Desde Windows 8). Además, para que los equipos comercializados a partir de W8 puedan tener la pegatina oficial tienen que implementar arranque seguro UEFI.

    Según Microsoft en la configuración del firmware se incluye una opción para que sea el usuario el que decida desactivar esta opción, pero si los fabricantes se sienten presionados por el gigante sería muy fácil dejar de incluir esa opción con tal de poder seguir vendiendo máquinas con la pegatina oficial de Microsoft y las repercusiones de esto podrían ser bastante nefastas para el usuario final, que con la excusa de la seguridad podría tener serios problemas para bootear un USB o un DVD con un SO no certificado, por poner un ejemplo Windows 7 o las distribuciones Linux.
  • ¿Estaría garantizado poder instalar el SO que el usuario decidiese?
  • ¿Qué ocurriría con los equipos a medio plazo?
  • ¿Quién sería la autoridad de certificación central para firmar otros SO?
  • ¿El resto de SO tendrían que negociar con Microsoft?

SecureBoot

GPT vs. MBR


El sistema GPT se creó para UEFI con la idea de modernizar el proceso de arranque.
  • GPT puede manejar discos mayores de 2TB.
  • Permite una cantidad teórica ilimitada de particiones.
  • Ofrece muchas ventajas para servidores que usan sistemas avanzados que requieren grandes cantidades de espacio.
¿Puedo pasar de un sistema de particionado a otro? Si, pero hay que eliminar antes las particiones y datos. Se puede hacer la conversión con diskpart o desde el administrador de discos.

SATA (IDE/AHCI)


Los discos duros SATA se pueden configurar en modo IDE o en modo AHCI. El primero permite compatibilidad con discos duros antiguos IDE mientras que el modo AHCI mejora el rendimiento de lectura y escritura y permite conexión en caliente. AHCI no es compatible con SO antiguos. Se puede cambiar la configuración de un disco SATA desde la BIOS.

Nota: Se suele poner el SATA en modo AHCI por ejemplo con SSD


Para finalizar veamos algunos escenarios:


1) Intento instalar Windows7 64b y la instalación lanza un mensaje diciendo que el sistema no puede instalarse porque el disco está en GPT y el hardware posiblemente no sea capaz de arrancarlo

En la ventana de seleccionar discos pulsa Shift+F10 para forzar la consola del sistema, desde alli:
  • diskpart
  • select disk 0
  • clean
  • exit
Esto elimina cualquier partición y contenido del disco. Salimos de la consola y actualizamos para continuar la instalación.

2) Comienza la instalación de Windows 7 pero al terminar aparece un mensaje que indica que Windows no puede actualizar la configuración de arranque

Las BIOS UEFI protegen el arranque o inicio del sistema impidiendo que se puedan hacer modificaciones. Es necesario entrar en la BIOS y quitar la protección de Seguridad de Inicio del sistema (desactivar el arranque seguro)

3) Quiero instalar Windows 7 64b en modo UEFI para mejorar las prestaciones ya que dispongo también de un disco duro grande y quiero usar GPT

Antes de nada si mi equipo viene con Windows 8 tengo que saber si existen controladores disponibles para Windows 7, para ello debería consultar la web del fabricante. Si no es el caso no deberíamos hacer downgrade al sistema porque algunos dispositivos podrían no funcionar de forma correcta. Si disponemos de drivers adecuados podemos proceder:

  • Desactivar Secure Boot
  • Comprobar que la BIOS está en modo UEFI
  • Arrancar desde el lector en modo UEFI. Es necesario meter el Dvd (tiene que ser una imagen original de Microsoft, no modificaciones piratas), apagar la máquina con el Dvd introducido en el lector y encenderla de nuevo. Al encenderlo debería quedar claro que el lector esta arrancando en modo UEFI o dar la posibilidad al usuario de hacerlo.
Nota: Existe una forma de saber con seguridad si estamos arrancando en modo UEFI y consiste en que en la pantalla de bienvenida salgamos a la consola con Shift+F10 y ejecutemos notepad Windows\Panther\setupact.log para abrir un fichero que nos informará de si el entorno de arranque está en modo BIOS o UEFI.
  • Las BIOS UEFI necesitan que el disco donde vamos a instalar sea GPT y además instalan una partición de arranque UEFI, por eso el disco tiene que estar vacío. Ya hemos visto este paso en el escenario 1.
  • Desde la misma pantalla de selección de disco pulsamos en actualizar y SIN seleccionar NADA (no seleccionamos el disco) continuamos con la instalación.
  • Se creará la partición UEFI y en el resto se instalará el SO. Más adelante podremos crear otras particiones desde el administrador de discos reduciendo el tamaño de la partición del sistema.

03 - Particionado GPT

GPT (GUID Partition Table), es el nuevo estándar que está sustituyendo a MBR y que está asociado con los nuevos sistemas UEFI. Su nombre viene de que a cada partición se le asocia un único identificador global, GUID. A día de hoy, GPT no tiene ningún límite más allá que los que establezcan los propios SO, tanto en tamaño como en número de particiones (por ejemplo, Windows tiene un límite de 128 particiones).


Kbolino de Wikipedia

Estructura

  • Cabecera de tabla de particionesDefine los bloques de disco que pueden ser utilizados por el usuario y el número y tamaño de las entradas de partición que conforman la tabla de particiones. Contiene el GUID del disco y registra su propio tamaño y localización (siempre LBA 1), y el tamaño y la localización de la cabecera y tabla de la GPT secundarias (siempre en el último sector del disco).
  • Entradas de partición: Contienen tipo, GUID de partición, comienzo y final de partición, nombre y otros atributos.
  • MBR heredado: Se ha mantenido un MBR al principio del disco para evitar que las herramientas antiguas de manejo de discos basados en MBR, que no reconocen GPT, se confundan y puedan estropear el disco. Este MBR de seguridad especifica, contiene una única entrada de partición que abarca toda la unidad GPT.
Observaciones
  • Mientas que en MBR la tabla de particiones se almacena en el primer sector del disco, con los consiguientes problemas en caso de que dicho sector se pierda, corrompa o sobrescriba, GPT crea múltiples copias redundantes a lo largo de todo el disco de manera que, en caso de fallo, problema o error, la tabla de particiones se recupera automáticamente desde cualquiera de dichas copias.
  • La herramienta de particionado debe ser compatible con este nuevo formato, de lo contrario, se activará una especie de protección para evitar que la herramienta incompatible confunda la tabla de particiones GPT con una MBR “sin formato” y se puedan sobrescribir las particiones.
  • Windows solo puede arrancar desde discos GPT en sus versiones de 64 bits desde Vista en adelante. Los sistemas de 32 bits, aunque no pueden arrancar desde estos discos, sí que son capaces de leer y escribir en ellos sin problemas.
  • Las versiones modernas de Linux también son compatibles con este tipo de discos, e incluso Apple ha empezado a utilizar GPT como tabla de particiones por defecto en lugar de su propia APT (Apple Partition Table).

Información:  http://www.softzone.es/

jueves, 4 de octubre de 2018

02 - Partición Reservada

Cuando instalamos un SO de Microsoft (a partir de W7 y Ws2008R2) se introduce una partición especial, denominada "partición reservada del sistema" , cuyo tamaño oscila entre los 100MB de W7 y los 500MB de W10. La partición se genera de forma automática si el proceso de instalación detecta espacio sin asignar; se marca como activa y se guarda en ella los ficheros de arranque del sistema (gestor de arranque).

Sin embargo, si el proceso detecta particiones existentes, se omite la creación de la partición reservada y se almacenan los ficheros de arranque junto con el resto de ficheros del SO en la partición que se haya escogido para ello.

Características

La partición reservada para el sistema es una partición oculta que crea de forma automática Microsoft y que tiene ciertas características  o funciones:
  • Permite el uso de BitLocker con la partición del sistema (ver nota) 
  • Permite crear un entorno aislado desde donde lanzar la recuperación del sistema (F8 durante el arranque del PC), aunque ésto último, salvo daño grave del sistema operativo, también se puede hacer sin necesidad de tener esa partición oculta, desde el DVD de instalación, o empleando software externo.
  • Además contiene los ficheros de arranque de Windows (bootmgr, \Boot, etc.), los cuales, hasta ahora, se ubicaban en la raíz del sistema.
Partición reservada en Windows 10

Evitar la partición reservada

  • Si el disco duro está sin particionar y el particionado se hace desde el DVD de Windows la partición se crea de manera automática pero si el disco duro se particiona antes de la instalación (P.ej con GParted, Acronis, etc.) y no se modifica nada desde el DVD de instalación excepto formatear la partición en NTFS (operación que si es recomendable hacer desde el DVD del sistema), la partición reservada no se crea y el sistema se instala alguna de las particiones que ya estaban creadas.
  • Otra manera sería, desde el propio proceso de instalación, al llegar a la pantalla que nos habla de las particiones, hacer clic en Opciones de unidad (avanzadas) para eliminar las particiones existentes y crear una nueva partición. Al hacerlo veremos en la pantalla el mensaje siguiente: "Para garantizar que todas las características de Windows funcionen correctamente, Windows puede crear particiones adicionales para los archivos de sistema." A continuación se habrán creado  dos particiones, una de ellas la partición reservada y otra la principal. El proceso consistiría en eliminar la principal (pasando a ser espacio no asignado) y extender la partición reservada de acuerdo al espacio libre del que disponemos. Por último se le da formato y una vez finalizado el formateo, la partición reservada original del sistema se transformará en una única partición que contendrá los ficheros de arranque y el resto de ficheros del sistema.

Separar la particiones de arranque y sistema

Ventajas
  • Tener una partición separada para los ficheros de arranque es beneficioso puesto que facilita la instalación de múltiples sistemas operativos, sobre todo si unos son de la rama Windows NT (Windows NT, 2000, XP, Vista) y otros de la rama Windows 9x (Windows 95, 98, ME) ya que estos últimos no soportan el sistema de archivos NTFS.
  • Algunos virus y malware (aunque cada vez menos) suponen que el SO reside en la unidad C. Al tener los archivos del SO en otra partición, el código del virus fallará.
  • Ciertas herramientas relacionadas con el almacenamiento, como Bitlocker requieren una configuración de particiones en la que la unidad de arranque esté separada de la unidad del sistema para poder cifrar correctamente el contenido de un volumen.


Inconvenientes

  • Si se desea crear una imagen del SO para poderla restaurar, será necesario hacer imagen de la partición reservada tambien puesto que al contener el arranque también es susceptible de dañarse. Este tipo de imágenes es muy habitual en configuraciones donde el usuario separa los datos del sistema en particiones separadas.
  • Si se quiere hacer un arranque multi-sistema con gestores de arranque de terceros, no con el que incorpora el propio Windows -gestor que ya sabemos que es muy suyo y no se lleva bien con otros SO que no sean de la casa- por ejemplo Grub, puede que el sistema no arranque al no ser capaz de gestionar la partición reservada. A partir de Grub2 ya es posible hacer un arranque multi-sistema (Linux-Windows) con esa partición reservada sin problemas.

Conclusión

Aunque Microsoft recomienda dejar que Windows gestione la partición reservada podemos deducir que si no es necesario el uso del BitLocker con la partición de Windows puede evitarse su creación.

Nota: BitLocker permite mantener a salvo todo, desde documentos hasta contraseñas, ya que cifra toda la unidad en la que Windows y sus datos residen. Una vez que se activa BitLocker, se cifran automáticamente todos los archivos almacenados en la unidad.

Cifrado BitLocker Windows 10