lunes, 14 de octubre de 2019

02 - Esquema GPT. Arranque UEFI

Esquema GPT

El nuevo estándar GPT (GUID Partition Table) está sustituyendo a MBR y está asociado con los nuevos sistemas UEFI. Su nombre viene de que a cada partición se le asocia un único identificador global, GUID. A día de hoy, GPT no tiene ningún límite más allá que los que establezcan los propios SO, tanto en tamaño de disco (mas de 2TB), como en número de particiones (por ejemplo, Windows tiene un límite de 128 particiones).


LBA= 512 bytes. LBA negativo= por el final
MBR heredado


Se ha mantenido un MBR al principio del disco para evitar que las herramientas antiguas de manejo de discos basados en MBR, que no reconocen GPT, se confundan y puedan estropear el disco. Este MBR de seguridad especifica, contiene una única entrada de partición que abarca toda la unidad GPT.

Cabecera de tabla de particiones (primaria)


Define el número y tamaño de las entradas de partición que conforman la tabla de particiones y los bloques de disco que pueden ser utilizados por el usuario.


Contiene el GUID del disco y registra su propio tamaño y localización (LBA 1), y el tamaño y la localización de la cabecera y tabla de la GPT secundarias (siempre en el último sector del disco).

Entradas de partición

Contienen el GUID, tipo, comienzo, final, nombre y otros atributos de partición.

Cabecera de tabla de particiones (secundaria)


Copia redundante de la cabecera de tabla de particiones primaria que sirve de seguridad para poderse recuperar en caso de error.

Consideraciones


Mientas que en MBR la tabla de particiones se almacena en el primer sector del disco, con los consiguientes problemas en caso de que dicho sector se pierda, corrompa o sobrescriba, con GPT obtendremos mayor seguridad en nuestro disco duro en cuanto a la pérdida de datos, ya que tenemos una copia de la propia tabla de particiones replicada en nuestro disco.

Arranque UEFI


El arranque UEFI es radicalmente opuesto a MBR.
  • Mantiene un cargador propio EFI (Extendible Firmware Interface) en una partición EFI de tipo FAT (Ej. en Windows 10 ocupa 100 MB y se etiqueta como Sistema)
  • Dispone también de un gestor de arranque propio que incorpora entradas según los SO que se vayan instalando en modo UEFI además de entradas tradicionales Legacy (compatibilidad con MBR).
  • Se ejecuta el cargador EFI y se pasa el control al dispositivo de la lista del gestor de arranque en el orden que esté establecido (si no fuera válido se pasaría al siguiente).

Ejemplo de gestor de arranque EFI

El cargador de arranque EFI es mucho más complejo y tiene mucho mayor conocimiento de los arranques posibles de los diferentes SO, de esa forma quedan integrados dentro del propio cargador acelerándose el proceso de carga del Kernel.


UEFI permite configurar el comportamiento de arranque del sistema desde el propio SO a través de herramientas como efibootmgr.