lunes, 15 de enero de 2018

IV - Dinamic Host Configuration Protocol (DHCP)

Cada equipo de una red TCP/IP debe tener un nombre y una dirección IP únicos. La dirección IP, junto con su máscara de subred relacionada, identifica al equipo host y a la subred a la que está conectado. DHCP permite asignar dinámicamente los parámetros de red a los clientes, a partir de una base de datos de direcciones IP del servidor DHCP de la red local.



Las estaciones de trabajo solicitan al servidor DHCP su dirección IP y demás configuraciones, el cual les va asignando direcciones del rango que sirve, de entre aquellas que le quedan libres; es necesario que los clientes estén configurados para utilizar un servidor DHCP, en lugar de estar configurados manualmente con una dirección IP estática.


Ventajas
  • Administración centralizada: El administrador de DHCP puede administrar de manera centralizada toda la información de configuración de IP. De esta forma se elimina la necesidad de configurar manualmente los hosts individualmente cuando se implanta por primera vez TCP/IP o cuando se necesitan cambios en la infraestructura de IP.
  • Sencillez y seguridad de configuración: DHCP asegura que los clientes obtienen parámetros de configuración de IP precisos y en tiempo, sin intervención del usuario. Como la configuración es automática se elimina gran parte de los problemas como puedan ser conflictos de direcciones.
  • Flexibilidad. Utilizando DHCP, el administrador aumenta su flexibilidad para el cambio de la información de configuración de IP, lo que permite que el administrador cambie la configuración de IP de manera sencilla cuando se necesitan los cambios.
Observación
Si por error algún equipo de la red estuviera configurado con un direccionamiento IP estático del rango gestionado por nuestro servidor DHCP, podría ocurrir que cuando nuestro servidor DHCP alquilase una dirección IP a la estación de trabajo solicitante, dicha dirección IP estuviese siendo utilizada por el equipo con direccionamiento estático, provocándose un conflicto de direccionamiento IP; en ese caso el cliente DHCP solicitará otra dirección IP y la probará, hasta que obtenga una dirección IP que no esté asignada actualmente a ningún otro equipo de la red; por cada conflicto de direcciones IP, el cliente volverá a intentar configurarse automáticamente hasta con 10 direcciones IP.

Funcionamiento

1) El cliente DHCP ya ha obtenido anteriormente una concesión de licencia de un servidor DHCP.
Cada vez que el cliente arranque de nuevo, se comportará del siguiente modo:
  • Si la concesión de alquiler de licencia ha caducado, el cliente solicitará una nueva licencia al servidor DHCP (la asignación de la dirección IP que haga el servidor podría coincidir con la anterior).
  • Si la concesión de alquiler no ha caducado  intentará que le sea asignada la misma dirección IP. Si no puede localizar un servidor DHCP hará un "ping" a la puerta de enlace. Si el "ping" es satisfactorio, el cliente DHCP supone que sigue ubicado en la misma red en que obtuvo su concesión actual y continuará utilizándola. Si el "ping" es erróneo, el cliente supone que ha sido movido a otra red en que los servicios DHCP no están disponibles, y configura automáticamente su dirección IP a una dirección de la red de clase B reservada de Microsoft, 169.254.0.0, con máscara de subred 255.255.0.0 (obviamente el equipo no conectará con la red). Después buscará un servidor DHCP en segundo plano cada cinco minutos para obtener una concesión.

2) El cliente nunca ha obtenido una concesión de licencia de un servidor DHCP.
El cliente intenta localizar un servidor DHCP y obtener una configuración del mismo. Si no lo encuentra configura automáticamente su dirección IP a una dirección de la red de clase B reservada de Microsoft, 169.254.0.0, con máscara de subred 255.255.0.0 (obviamente el equipo no conectará con la red). Después buscará un servidor DHCP en segundo plano cada cinco minutos para obtener una concesión.
Algunos  términos que utilizaremos a lo largo del proceso de instalación y configuración del DHCP:
  • Ámbito servidor DHCP: Un ámbito es un agrupamiento administrativo de equipos o clientes de una subred que utilizan el servicio DHCP.
  • Rango servidor DHCP: Grupo de direcciones IP en una subred determinada que el servidor DHCP puede conceder a los clientes.
  • Concesión o alquiler de direcciones: Período de tiempo que los servidores DHCP especifican, durante el cual un equipo cliente puede utilizar una dirección IP asignada.
  • Autorización servidor DHCP: Habilitación del servidor DHCP instalado para que sirva direcciones IP a los clientes pertenecientes al dominio gestionado por Active Directory.
  • Servidor WINS: Permite registrar nombres de recursos de red NetBIOS, y resolver éstos a sus direcciones IP correspondientes; se suele utilizar en estaciones de trabajo que ejecutan versiones antiguas de sistemas operativos de Microsoft.
  • Reserva: es un mecanismo que permite a DHCP servir siempre a un equipo la misma dirección IP utilizando la dirección MAC de su tarjeta de red.
  • Exclusión: Dirección o rango de direcciones que el servidor DHCP no va a repartir de forma dinámica y que habitualmente se usan para ser asignadas de forma estática a determinados equipos o periféricos de red.